Tratamiento personal e individual

La terapia personal e individual es la forma de abordar problemáticas como los trastornos obsesivo compulsivos (TOC); las angustias, los miedos; las alucinaciones; los problemas para realizar tareas comunes de la vida como dificultades para estudiar, trabajar, etc.; Algunas variedades de las dificultades sexuales tanto en hombres como en mujeres (Las que no necesitan del abordaje de pareja); dificultades para relacionarse con la gente, establecer parejas saludables, amistades, etc.; insatisfacción y dificultades para disfrutar de la vida; depresión; ansiedad; algunos tipos de adicciones; ideas de suicidio; Creencia en enfermedades que se padecen, pero que no son encontradas en el cuerpo por la medicina; etc.

El tratamiento psicoanalítico implica que se establece un espacio de trabajo, esto es el tiempo que dura cada sesión, encuentro, cita o turno (Como cada uno lo quiera llamar). En ese espacio el paciente podrá expresar todo lo que quiera, necesite, se le imponga o le salga. La idea es que lo haga sin censurarse, para esto vamos a establecer un espacio donde el paciente no va a ser juzgado, ni evaluado por lo que diga o piense. Sino que será escuchado y con las devoluciones que le iré haciendo podrá ir descubriendo qué más está diciendo en lo que dice y desde ahí podremos avanzar para destrabar los conflictos.

Este proceso, avanza a un ritmo que depende principalmente de la apertura que tenga el paciente para permitirse decir todo lo que le viene a la mente en la sesión, sin censurar las cosas.

Al resolverse por este medio cada conflicto en su raiz, ellos simplemente desaparecen sin volver a surgir. Otros tipos de terapia que se promocionan como más breves (Aunque no lo sean necesariamente) tienen el problema de que resuelven la manifestación del conflicto, o mejor dicho logran impedir que el conflicto se exprese de cierto modo, con la consecuencia de que este al tiempo se expresará de otra manera.

El tratamiento psicoanalítico al abrir un espacio para que hable el sujeto libremente produce en general un efecto tranquilizador y catártico a la vez. El efecto terapéutico deriva posteriormente de la resolución de los conflictos internos, que a diferencia de otras terapéuticas donde se fuerza al sujeto a sofocar los síntomas, no produce depresión. Por todo esto que un paciente en tratamiento psicoanalítico sea derivado a un psiquiatra para ser complementado con medicación es algo realmente raro que únicamente se utiliza cuando es realmente necesario. - Gran parte de los ataques que sufre el psicoanálisis hoy en día está solventado por los laboratorios que claramente obtienen más beneficios cuando los pacientes se atienden con otros tipos de terapias. Leer también

terapia individual

Tratamiento individual

  • Efectivo para diversos trastornos neuróticos: TOC,angustias, miedos, alucinaciones; inhibiciones, dificultades sexuales, insatisfacción, depresión, ansiedad, adicciones, ideas de suicidio, hipocondría
  • Resolución real del problema.
  • Efecto terapéutico y ganancia de autonomía.
  • Sólo cuando es realmente necesario y esto se da en muy pocos casos, el tratamiento necesita ser acompañado por medicación.

Leer también:

 

¿Por qué cuesta tanto terminar una relación amorosa?

Una relación amorosa es un enlace afectivo duradero en el tiempo, donde cada una de las partes deposita en el otro afectos, …

¿Cómo funciona un tratamiento psicoanalítico?

¿Qué se puede esperar de un tratamiento psicoanalítico? El psicoanálisis, creado por Sigmund Freud, propone una terapéutica …

Psicoanálisis y Psicofármacos

Sentirse mejor tomando un psicofármaco no implica haberse curado. Resolver un problema implicaría como mínimo dejar de …